Home

Diario YA

Recomendaciones para alargar la vida útil del ordenador

Los ordenadores de escritorio o los portátiles son máquinas con componentes electrónicos delicados que deben tratarse con cuidado para conseguir extender su vida útil. La idea es efectuar el mantenimiento preventivo para garantizar su funcionamiento y no estar obligados a realizar reparaciones correctivas que resultarán más caras.
Tiempo atrás, un ordenador con más de 2 años de actividad ya se consideraba obsoleto. Sin embargo, actualmente es habitual pensar que un ordenador nuevo puede tener un rendimiento eficiente de 3 a 5 años.
La situación actual incluso ha hecho que las empresas se planteen prolongar la vida de los ordenadores algunos años más. No obstante, hay casos en los que no es productivo extender tanto la utilidad de un ordenador, especialmente para trabajos de edición de vídeo o de diseño, pero es posible realizar ciertas mejoras para mantener la productividad.
Una de las recomendaciones es ampliar el hardware de los equipos. Hay componentes, como la memoria RAM, el procesador o el disco duro, que pueden ser sustituidos para mejorar el rendimiento de los ordenadores.
Hay quienes van más allá y habilitan un disco duro SSD para obtener un mayor rendimiento, o tarjetas gráficas con memoria dedicada.

Mantenimiento informático
Otro consejo es realizar un mantenimiento informático. Para ello hay que establecer un plan e intervenir todo el hardware, así como el sistema operativo y los programas instalados.
Hay acciones simples que también sumarán un mayor rendimiento. Una de ellas es desechar todos los archivos que han sido eliminados y que están guardados en las carpetas “borrados” o en la papelera de reciclaje.
Un punto importante es eliminar las cookies y los archivos temporales. Los ordenadores guardan copia de todos los sitios web visitados en una carpeta denominada temporary Internet files, y en otra guardan las cookies. Ninguno de estos archivos son necesarios. Además, abarcan mucho espacio en el disco. La sugerencia es eliminarlos con frecuencia.
Reiniciar la máquina también aporta beneficios. Existen usuarios que ponen en marcha sus equipos por la mañana y los apagan ya entrada la noche. También hay algunos que no los apagan en varios días.
Al apagar y encender el ordenador, el sistema libera recursos, lo que se traduce en un trabajo más eficiente.
Desfragmentar el disco duro debe considerarse como una tarea a realizar cada cierto tiempo, el objetivo es acelerar el procesamiento de los datos. Es decir, cuando un archivo se copia en el ordenador, este lo incluye en el primer espacio disponible en el disco duro.
Con el transcurso del tiempo y con menos espacio disponible, un mismo archivo puede estar fragmentado en varias partes. Cuando se abre de nuevo el archivo, el lector debe desplazarse más para “leer” la información en diferentes partes del disco, lo que genera una mayor lentitud y acorta su vida útil.
En el caso de necesitar una reparación de ordenadores, el personal de la página web informaticaespiritusanto.com, una tienda de informática y reparación en Madrid, cuenta con la experiencia para realizar el mantenimiento a los equipos y dejarlos operativos.

Revisión anual
Los diversos componentes del hardware deben ser revisados minuciosamente al menos 1 vez al año para detectar cualquier deterioro. Siempre será mucho mejor detectar a tiempo un potencial problema que resolverlo cuando ya haya sucedido, lo que representa una pérdida de tiempo y un mayor desembolso de dinero.
Mantener limpio el espacio de trabajo es fundamental para que el polvo no haga de las suyas. Un gran porcentaje de los problemas que pueden presentar los ordenadores ocurren como consecuencia de la presencia de suciedad en los escritorios.
Lo ideal es que el equipo se encuentre situado en un área limpia, ordenada y aseada. En este punto también entra en juego la ventilación que recibe la máquina. El sobrecalentamiento es quizás el peor enemigo que tienen los PC, ya que puede dañar múltiples componentes.
Para evitar este tipo de escenarios hay que asegurarse de que las ranuras de los ventiladores “respiren” sobre una superficie lisa, como la de los escritorios o las mesas. Colocar el equipo sobre las piernas, en el sofá o la cama podría acortar severamente su vida útil. Es necesario recordar también que el ordenador debe estar alejado de la luz directa del sol.
El cuidado de la batería debe ser una prioridad. La carga debe ejecutarse cuando se haya agotado completamente la anterior. En el caso de los portátiles, no deben tener sobre su superficie ningún objeto pesado que pueda representar un daño a corto plazo.
Los ordenadores son aparatos tecnológicos delicados que no están diseñados para soportar peso, como libros, cuadernos o hasta ropa. El mantenimiento que se realice hoy a los equipos será retribuido en el futuro con una vida útil más larga, lo que servirá para que la persona efectúe sus tareas sin preocupaciones.