Home

Diario YA


 

Marruecos, la vecindad de un aliado polémico

José Luis Orella. La oleada masiva de emigrantes ilegales a Ceuta y Melilla, la compra masiva de nuevo armamento y la ampliación del control de las aguas territoriales a las propias del archipiélago canario evidencia un aumento de la tensión. Marruecos es un país, con el que a lo largo de la historia hemos tenido todo tipo de relaciones.  Los reinos anteriores al reino alauita de 1666, colaboraron con una España católica que las defendía del Imperio Turco. Sin embargo, en nuestro decadente siglo XIX, intentamos mantener nuestra identidad, convirtiéndonos en potencia colonizadora junto a Francia, ocupando las partes que los galos despreciaron como fue el norte rifeño, poblado por una población de espíritu rebelde. Cuando Marruecos se independizó en 1956, supo sacar fruto de su Tratado de Amistad con EEUU, firmado en 1777, que le convierte en uno de sus amigos más antiguos. 

Zapatero nos alejó de EEUU con su grosera ofensa a su bandera y ahora Sánchez nos aleja de Marruecos

Un gesto hostil

Jorge Hernández Mollar. Ex Subdelegado del Gobierno de Málaga. La negativa del agente fronterizo marroquí, de corresponder al cortés saludo del Presidente de la Ciudad de Ceuta, Juan Vivas, estoy convencido que no fué un gesto casual. Las fronteras de Ceuta y Melilla han sido tradicionalmente o una fuente de conflictos entre España y Marruecos o una apertura consentida y dirigida a la cooperación económica y de seguridad.

sobrepasaría los cien mil habitantes, toda una locura

Ceuta y los empadronamientos, un motivo para estar mas que preocupado.

Juan Redondo Villalba. AxCE-Grupo Verde de Ceuta. Desde luego que no es para menos, pues en este tema nos jugamos abiertamente un asunto tan importante como nuestra propia existencia como ciudad que pretende seguir perteneciendo a una sociedad democrática, profundamente española y decididamente europea.

El Gobierno ceutí dice que ningún Ejecutivo nacional negociará su españolidad

El Gobierno de la ciudad autónoma de Ceuta ha reiterado su convencimiento en que "ningún Gobierno español estará dispuesto a negociar con Marruecos la españolidad de Ceuta y Melilla", puesto que "supondría dudar de la integridad territorial de España, es decir, quebrantar un principio constitucional".

A otros cuatro mil MENAS marroquíes habrá que buscarles casa por nuestro territorio y alimento

Siete claves del conflicto marroquí

1.- Que un Estado como el Reino de Marruecos, utilice a personas, muchas de ellas niños, como herramienta política y les manda a cruzar una frontera es vil e inhumano. Ocurre desde hace tiempo con las pateras que dejan salir a Canarias. Los muertos han de caer sobre sus espaldas. 2.- A Marruecos les debería dar vergüenza que muchos de sus súbditos están desesperados por entrar a España. Demuestra que ese país se ha anclado en muchos aspectos y es una muestra de su pobreza general.

Las personas que asaltan las fronteras de nuestras ciudades africanas parece que, más que pedir ayuda y buscar asilo, lo hacen pisando tierra conquistada.

¿Es sensato seguir aceptando oleadas migratorias por Ceuta y Melilla?

Miguel Massanet Bosch. No sabemos si, estas nuevas oleadas de inmigrantes que, de un tiempo a esta parte, vuelven a acosar nuestras fronteras marroquíes de Ceuta y Melilla, y que, con tanta facilidad logran colarse dentro de ellas, como sucedió hace unos días en que doscientos de ellos, burlando la vigilancia de las fuerzas de orden público, entraron por una de las vías habituales de tráfico de personas, esparciéndose por toda la ciudad de Ceuta, con toda la prepotencia y descaro de quien ha conseguido saltarse la ley y, además, sabe que nadie está en condiciones de ponerlo de patitas en la calle, devolviéndole a su lugar de origen sin que, antes, todo el procedimiento para llevar a cabo estas expulsiones haya recorrido el largo y burocratizado camino que nos imponen las normas internacionales sobre la inmigración ilegal.

en respuesta a las infamias que se están vertiendo contra los guardias civiles de Ceuta

La Guardia Civil explota: 'No somos asesinos sino garantes de la vida, sean españoles o no'

Desde la Unión de Guardias Civiles, UniónGC, segunda fuerza asociativa en la Guardia Civil, en respuesta a las infamias que se están vertiendo contra los guardias civiles de Ceuta, exponemos: