Home

Diario YA


 

Cáritas Jerusalén ya no puede hacer frente sin ayuda

Cáritas Española responde a la llamada de emergencia de Cáritas Jerusalén

Cáritas. 30 de julio de 2014.Desde que el pasado 7 de julio comenzaran los ataques, que han costado la vida a más de 1.200 personas y han obligado a otras 150.000 a abandonar sus hogares, la Iglesia y la Cáritas locales están prestando toda la ayuda que pueden a las personas heridas, a los niños que sufren traumas psicológicos o a las familias que han huido de sus casas. Han abierto sus escuelas y sus centros médicos para que se refugiasen allí los desplazados, y han repartido mantas y comida entre los más necesitados.

Pero no es suficiente, porque el personal y los recursos de Cáritas en Gaza son muy limitados, y las necesidades muy grandes. “Es necesaria una intervención urgente en esta crisis humanitaria porque la precariedad de la población es cada día más acuciante; hay daños y destrucción por toda la Franja”, se lamenta el Padre Raed Abusahlia, director de Caritas Jerusalén, que también confiesa estar “profundamente preocupado” por lo que queda de la pequeña comunidad cristiana en Gaza, unas 2.000 personas. El pasado 29 de julio la Parroquia católica de la Sagrada Familia, donde se refugian 29 niños discapacitados y nueve ancianas cuidadas por tres monjas, fue bombardeada, y resulto destruida la casa de las monjas, la antigua escuela, la oficina del párroco y otros locales usados para fines sociales. Afortunadamente, no hubo víctimas.

El llamamiento de emergencia que ha lanzado Cáritas Jerusalén a toda la red
internacional de Cáritas por valor de 1,13 millones de euros, ayudará a atender de manera inmediata a 56.000 personas. Se repartirán mantas, comida, kits de higiene, instrumental médico y carburante para los generadores de luz, especialmente en los hospitales.

Además, se reforzará el programa de salud que Cáritas Jerusalén tiene en Palestina para poder asistir a los miles de heridos por las bombas y a los niños que han sufrido traumas por la pérdida de sus casas, escuelas o familiares. Desde hace varios años y con la colaboración, entre otros socios internacionales, de Cáritas Española y varias Cáritas Diocesanas, gestiona un centro de salud y una clínica móvil que ofrecen atención médica y psicológica en zonas rurales y aisladas por el muro de separación o por los controles militares israelíes.

Cáritas Española aportará 60.000 euros, para colaborar durante los próximos seis meses en el reparto de artículos y servicios higiénico-médicos entre 2.700 personas. Cáritas Española, inspirada por las exhortaciones de Caritas Internationalis y del Papa Francisco quiere pedir la paz en Tierra Santa.

"¡Por favor, paren! Se lo pido con todo mi corazón”, suplicaba el Santo Padre durante la oración del Ángelus del pasado domingo ante una plaza de San Pedro abarrotada de fieles.

“Con esta situación solo se consigue sufrimiento, pérdidas de vidas humanas, graves violaciones de los derechos humanos y daños profundos en las personas implicadas –afirma Michel Roy, secretario general de Caritas Internationalis–; tenemos que creer en un futuro común para israelíes y palestinos y, como parte de la comunidad internacional, hemos de trabajar a todos los niveles, tanto político y diplomático, como humanitario y espiritual, para asegurarnos de que haya una oportunidad para alcanzar la paz en Tierra
Santa”.

La Confederación Cáritas Española, que colabora con Cáritas Jerusalén desde hace más de 10 años en diversos programas de cooperación al desarrollo, emergencias y promoción de la paz. En todos estos ámbitos de trabajo, hemos podido constatar que el camino más corto para la resolución de este conflicto, pasa por el diálogo, la justicia y el respeto a los derechos humanos.

“Cáritas con las víctimas del conflicto en Gaza”

SANTANDER ES42 0049-1892-62-2110572902
BBVA ES11 0182-2370-49-0201529474
LA CAIXA ES27 2100-2208-33-0200313645
BANKIA ES51 2038-1010-65-6000663825

Etiquetas:Franja de GazaIsrael