Home

Diario YA


 

una cuestión de honor

148 oficiales renuncian a un curso sobre valores de la Alianza de Civilizaciones

Redacción Madrid. 24 de agosto.

Más de 140 oficiales de los Ejércitos de Tierra y del Aire han hecho efectiva su renuncia en el curso de adaptación que deben completar para poder integrarse en la nueva escala única y que incluye como materias, entre otras asignaturas, "los principios, valores y objetivos" de la Alianza de Civilizaciones y las políticas de igualdad de género.

   La renuncia "a petición propia" de un total de 148 militares se ha producido en las cuatro primeras convocatorias del curso destinadas a oficiales de Tierra y del Aire con empleos de capitán, comandante o teniente coronel, según consta en sendas resoluciones ministeriales publicadas por el Boletín Oficial de Defensa (BOD).

   El cuerpo que cuenta en sus filas con más militares profesionales y de carrera, el Ejército de Tierra, es también el que acumula el mayor número de negativas, con un total de 118 oficiales contrarios a someterse a este periodo de formación obligatorio que carece de reconocimiento académico. Del total de bajas de este ejército, 61 corresponden a la primera convocatoria para capitanes y 57 a la primera destinada a capitanes, comandantes y tenientes coroneles.

   El Ejército del Aire, por su parte, ha acumulado 30 bajas "a petición propia" en las dos primeras convocatorias del curso. Tanto la destinada a capitanes como la de comandantes y tenientes coroneles tuvieron el mismo número resultado: quince oficiales solicitaron la baja.

   Tanto en Tierra como en la Fuerza Aérea la gran mayoría de los oficiales que se han negado a realizar el curso antes de su inicio (116 militares) tienen el rango de capitán, el tercer empleo de la escala.

   Según fuentes militares consultadas, el curso de adaptación para la incorporación a la Escala única de Oficiales ha generado "malestar" en los militares de la antigua escala básica de los tres ejércitos por considerarlo un trámite extenso y carente de reconocimiento académico alguno y una obligación para mantenerse con el mismo rango en la nueva escala, independientemente de su antiguedad y experiencia profesioanl, mientras sus compañeros de la escala superior se integran sin superar curso alguno.

   La Armada no ha registrado por el momento bajas en el curso de adaptación, si bien las primeras convocatorias datan de fechas posteriores. Las fuentes militares consultadas aseguran que la Marina también acumulará renuncias, previsiblemente en cifras similares a las del Ejército del Aire, al ser ambos cuerpos idénticos en número de efectivos.

   Las cuatro resoluciones ministeriales que recogen las renuncias en los Ejércitos de Tierra y del Aire detallan los nombres y apellidos de los 148 oficiales, su empleo militar y su escala de pertenencia, todos procedentes de la antigua escala básica de oficiales.

   En cumplimiento de la orden ministerial que establece las reglas del curso, estos oficiales no volverán a ser convocados para completar este periodo de formación y continuarán en su escala de origen, que queda a extinguir.

   El curso de adaptación tendrá una duración de 35 semanas de clases presenciales y a distancia y "no estará encuadrado en la enseñanza militar de formación ni en la de perfeccionamiento ni en los altos estudios de la defensa", por lo que no tendrá efectos académicos.

   Esta formación adicional deberá ser superada obligatoriamente por todos aquellos militares pertenecientes a la antigua escala de oficiales que quieran integrarse en la nueva escala de oficiales, creada en cumplimiento de la Ley de la Carrera Militar para unificar las dos actuales.

   Los planes de estudio del curso de adaptación, aprobados en junio por el Ministerio de Defensa, incluyen en el apartado de materias comunes de la fase presencial "los principios, valores y objetivos" de la Alianza de Civilizaciones y en el apartado de asignaturas comunes de la fase a distancia las políticas de igualdad de género.

   La Alianza de Civilizaciones, las políticas medioambientales, las políticas de igualdad de género, el derecho internacional humanitario, los organismos internacionales y el "inglés operativo" configuran, entre otros, los conceptos incluidos en todos los apartados de 'Materias comunes' de las clases presenciales o a distancia de las diferentes modalidades del curso.

   El conocimiento de las políticas de igualdad de género aparece en los diferentes planes de estudio en la fase de enseñanza a distancia en el apartado de la materia común 'Gestión de Recursos', que incluye además 'Políticas medioambientales y riesgos laborales'. En el Ejército de Tierra, esta asignatura obligatoria para todos los alumnos requerirá una 'carga parcial de esfuerzo' de 40 puntos, la misma puntuación que la asignatura de 'Liderazgo' y el doble que 'Organización'.

   La materia que incluye las políticas de igualdad de género supera o iguala en 'carga parcial de esfuerzo' a otras asignaturas específicas de cada arma como es el caso de la 'Táctica' en Infantería, Caballería y Artillería o 'Tecnología y Sistemas' en Ingenieros y Transmisiones.

   En el caso de la Alianza de Civilizaciones, sus "principios, valores y objetivos" están incluidos en las clases presenciales en la asignatura común de 'Relaciones Internacionales', acompañados por 'Organizaciones internacionales de seguridad y defensa', 'Derecho internacional humanitario' y 'Operaciones no bélicas en el exterior'. Esta materia cuenta con una 'carga parcial de esfuerzo' superior o igual -depende de cada ejército- a la de 'Organización' y a la de otras asignaturas comunes.

Etiquetas:ejército