Home

Diario YA


 

Los ingleses llevan allí 300 años, ¿qué más dará unos cuantos más?

La importancia de Gibraltar (I) "¡Con la que está cayendo...!"

Pio Moa. Cuando se plantea la cuestión de Gibraltar, muchos contestan: “Con la que está cayendo, ¿vamos a ocuparnos de un asunto tan secundario? Los ingleses llevan allí 300 años, ¿qué más dará unos cuantos más?”.  El argumento es tan absurdo como si dijéramos: “Con la que está cayendo, ¿por qué preocuparnos de las relaciones con Hispanoamérica o la UE, o de cuestiones culturales, o de la crisis de Oriente Próximo, o de la historia reciente? Es obvio que Gibraltar no es el centro de los problemas de España, pero es parte de ellos, y no insignificante. Su importancia radica en los siguientes puntos, que iremos desarrollando:

XV

Conclusiones de Pío Moa sobre la Memoria Histórica

Pío Moa. De estos breves resúmenes, que he argumentado y documentado a fondo en varios libros nunca rebatidos, cabe extraer algunas conclusiones:

XIV

¿Qué peligros amenazan a la convivencia en libertad?

Pio Moa. La democracia, una vez instaurada, no ha tenido una vida fácil, y hoy se halla en plena involución. Mencionaré aquí solo cuatro amenazas mayores: colaboración con el terrorismo etarra; separatismos; corrosión de la independencia judicial; corrupción. Condensaré algunos rasgos esenciales en lo que permite un breve artículo.
XIII

Por qué la democracia procede del franquismo y no de sus enemigos

Pío Moa. Ni los partidarios de la ruptura ni los de la reforma tenían tradición o pasado democrático, pero esta carencia tomaba formas muy distintas.
XII

¿Por qué no tuvo oposición democrática el franquismo?

Pio Moa. Bajo el Frente Popular fue el PSOE, por encima del PCE, el partido más radical y totalitario. Pero después de la guerra desapareció prácticamente de la oposición a Franco, como hicieron los demás partidos de izquierda y separatistas… excepto el comunista.
En frase celebrada, “no trajo la paz, sino la victoria”

¿Tuvo el franquismo legitimidad de ejercicio?

Pio Moa. No menos que la legitimidad de origen del franquismo ha sido negada su legitimidad de ejercicio. Según la propaganda convencional, Franco exterminó a los demócratas, sumió al país en el atraso y el aislamiento y gobernó manteniendo la división entre los españoles. En frase celebrada, “no trajo la paz, sino la victoria”.

La intención básica de la Ley de Memoria Histórica consiste en su deslegitimación

¿Tuvo legitimidad de origen el franquismo?

Pio Moa. La intención básica de la Ley de Memoria Histórica consiste en la deslegitimación del franquismo, en torno a la cual se ha forjado un extraño consenso. Extraño por su amplitud, ya que incluso gran parte de la derecha considera ilegítimo a aquel régimen. Y más extraño aún por su falta de fundamento, una vez examinada la historia

izquierdas y separatistas coincidían en dos fines: erradicar la cultura cristiana y debilitar o destruir la nación

¿Por qué se luchó en la guerra civil?

Pio Moa. Cierta mentalidad, bastante extendida, “entiende” la guerra civil como si los españoles se hubieran vuelto locos y decidido matarse sin motivo, por espíritu “cainita”. Espíritu que se les adjudica con evidente ignorancia de la historia de España y de los demás países. Quienes así juzgan, renuncian a comprender, con la vanidad de eximirse del cainismo y locura que atribuyen graciosamente a los demás.

La desaforada exageración cuantitativa se extiende, de nuevo, al terreno cualitativo

La represión de posguerra

Pio Moa. Dadas las evidencias, izquierdas y separatistas deben admitir que, por las extremas circunstancias de una guerra, el terror fue practicado en los dos bandos. Entonces cargan las tintas sobre la represión posterior: afirman que “no vino la paz, sino la victoria”, hablan de hasta más de 200.000 personas supuestamente fusiladas por el delito de ser, también supuestamente, republicanas, y muchas más sometidas a trabajos forzados en campos asimilables a los nazis (no al GULAG, por razones obvias).
 

el mejor antídoto contra la sistemática desvirtuación del pasado

Reeditan Los mitos de la Guerra Civil de Pío Moa

Se ha reeditado Los mitos de la Guerra Civil con triple motivo: porque retiene todo su valor, cosa infrecuente, once años después de su publicación; porque coincide con el 75 aniversario del final de aquella guerra; y porque es quizá el mejor antídoto contra la sistemática desvirtuación del pasado que solo con ironía puede llamarse “memoria histórica”.